Internet, los móviles, las redes sociales.. constituyen una tecnología que ha impactado especialmente a las personas jóvenes proporcionando innumerables beneficios. Pero su uso inadecuado nos puede llevar a estar obsesionados, a ser incapaces de controlar su uso y a poner en peligro otros aspectos de nuestra vida como trabajo, estudios, familia y relaciones.

La cuestión es determinar lo que es un uso “normal·, una afición, una herramienta, un hobby y cuando se convierte en un serio problema personal, familiar, profesional o académico y hasta de salud: una adicción.

Desde un punto de vista psicológico estas son las principales señales de alarma que denotan una dependencia de las nuevas tecnologías o redes sociales.

  • Privarse de sueño, acostarse muy tarde y no dormir las suficientes horas.
  • Descuidar otras actividades importantes, como el contacto con la familia, las relaciones sociales, el estudio trabajo, bajar el rendimiento.
  • Recibir quejas en relación por el uso de la red de personas cercanas, como padres, hermanos, pareja.
  • Intentar limitar el tiempo de conexión o utilización, pero sin conseguirlo, y perder la noción del tiempo.
  • Mentir sobre el tiempo real que se está conectado o jugando a un videojuego.
  • Utilizar el móvil u otro dispositivo nada más levantarse y ser lo último que se hace antes de dormir
  • Estados de irritabilidad y ansiedad cuando no se puede estar conectado.

En definitiva, la adicción a las nuevas tecnologías, internet, videojuegos o redes sociales se produce cuando hay un uso excesivo asociado a una perdida de control, aparecen síntomas de abstinencia (irritabilidad, ansiedad, depresión) ante la imposibilidad de estar conectado, se establece tolerancia (es decir la necesidad de aumentar continuamente el tiempo de conexión para sentirse satisfecho y se producen repercusiones negativas en otros aspectos de la vida.

Como en cualquier adicción, uno de los pasos más difíciles es reconocer que tenemos un problema. Si te sientes identificado o reconoces a tu hijo o hija en estos síntomas pon remedio. La adicción a las nuevas tecnologías y redes sociales es un problema con solución.

María Fernández de la Riva

Psicóloga clínica M-29020
Tfno. 639 40 74 93

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This